TIENES QUE VER LA VIDA | Thich Nhat Hanh

Un día de otoño, estaba en un parque, absorto en la contemplaci6n de una hoja muy pequeña y hermosa en forma de corazón. Su color era casi rojo, y apenas colgaba de la rama, casi a punto de caer. Estuve mucho tiempo con ella, y le hice muchas preguntas. Supe que la hoja había sido…

Poema: LO FATAL  |  Rubén Darío

Dichoso el árbol, que es apenas sensitivo, y más la piedra dura porque ésa ya no siente, pues no hay dolor más grande que el dolor de ser vivo ni mayor pesadumbre que la vida consciente. Ser, y no saber nada, y ser sin rumbo cierto, y el temor de haber sido y un futuro…

NO TEMER NI AL DOLOR NI A LA MUERTE | Lucio Anneo Séneca

Estás preocupado, me escribes, por el resultado de un proceso que te promueve un enemigo furioso. Crees que te voy a exhortar a que te prometas el resultado más favorable y te recrees con esta lisonjera esperanza. En verdad, ¿qué necesidad hay de buscarse los males, anticipando las desgracias que muy pronto habrá que sufrir…

SOLO DIOS BASTA  |  Santa Teresa de Jesús

Nada te turbe, nada te espante; todo se pasa, Dios no se muda; la paciencia todo lo alcanza. Quien a Dios tiene, nada le falta. Sólo Dios basta. ◊ Eleva el pensamiento, al cielo sube, por nada te acongojes. Nada te turbe; a Jesucristo sigue con pecho grande, y venga lo que venga nada te…