Ya formidable y espantoso suena  |  Francisco de Quevedo

Ya formidable y espantoso suena dentro del corazón el postrer día, y la última hora, negra y fría, se acerca, de temor y sombras llena. ♦ Si agradable descanso, paz serena, la muerte en traje de dolor envía, señas da su desdén de cortesía: más tiene de caricia que de pena. ♦ ¿Qué pretende el … Continúa leyendo Ya formidable y espantoso suena  |  Francisco de Quevedo

Plegaria  | Yehudi Menuhin

A Ti, a Quien no conozco ni puedo conocer —ni en mi interior ni fuera de mí— y a Quien estoy unido por el amor, el temor y la fe —al Único en todas sus representaciones— dirijo esta Plegaria: Guíame hacia lo mejor de mí mismo. Ayúdame a convertirme en alguien en quién confíen los … Continúa leyendo Plegaria  | Yehudi Menuhin

Equilibrio | Jorge Guillen

Es una maravilla respirar lo más claro. Veo a través del aire la inocencia absoluta, Y si la luz se posa como una paz sin peso, El alma es quien gravita con creciente volumen. Todo se rinde al ánimo de un sosiego imperioso. A mis ojos tranquilos más blancura da el muro, Entre esas rejas … Continúa leyendo Equilibrio | Jorge Guillen

Postrera invocación  | Walt Whitman

Al fin, dulcemente, dejando los muros de la fuerte mansión almenada, el duro cerco de las cerraduras, tan bien anudado; la guardia de las puertas seguras, sea yo liberado en los aires. ♦ Con sigilo sabré deslizarme; pon tu llave suave en la cerradura y, con un murmullo, abre las puertas de par en par, … Continúa leyendo Postrera invocación  | Walt Whitman